Llantas radiales y convencionales: ¿cuáles son las diferencias?

Compartir

Llantas radiales y convencionales

Como sabrás existen dos tipos de neumáticos: las llantas radiales y las convencionales. Ambas tienen sus ventajas y desventajas, pero ¿sabes cuáles son y en qué se diferencían? Aquí te lo contamos.

 

¿Cuáles son las llantas radiales? 

Este tipo de neumáticos tiene las cuerdas (las cuales pueden ser de nylon o acero) de lado a lado de forma ortogonal de acuerdo a la banda de rodamiento. Las llantas radiales, deben su nombre debido a que sus estructuras forman ángulos menores de 90º en dirección de los radios imaginarios de la rueda. 

Este tipo de neumáticos en comparación con las convencionales ofrecen muchas más ventajas; por ejemplo: tienen mayor flexibilidad y resistencia a la rotación, lo que se traduce en un gran ahorro de combustible. Además, brindan un mejor contacto con la superficie, dan máxima adherencia, desempeño, seguridad, frenado y su desgaste es más uniforme.

Otra de las grandes ventajas que tienen las llantas radiales es que tienen una larga vida útil, mayor capacidad de carga y mejor respuesta a la hora conducir.

Si hablamos de desventajas podríamos mencionar que su costo es más elevado y que un mal inflado de ellas, se traducirá en un rápido consumo de gasolina y un desgaste irregular.

Así, que cómo podrás ver estas llantas tienen muchas ventajas en comparación “con su competencia”. Ahora analicemos cómo están constituidas las llantas convencionales.

 

¿Cómo funcionan las llantas convencionales o diagonales?

Se le conoce de esa forma al tipo de neumático el cual su carcasa se compone por lonas de fibras textiles que están superpuestas y cruzadas entre sí. Éstas van de manera diagonal de talón a talón con respecto a la línea central del neumático. 

Como ventajas que podemos mencionar de estas llantas es que tienen una elevada estabilidad lateral, una alta resistencia a los posibles daños en los flancos y una larga durabilidad.

Como desventajas podemos decir que generan muchas fricciones en sus capas a la hora de rodar; lo que se traduce en un sobrecalentamiento y deformación de la banda de rodamiento. Estos neumáticos tienen la desventaja de sufrir un desgaste más rápido y una adherencia muy poco favorable en pisos mojados. 

Así que si estás buscando lo mejor en seguridad, innovación y tecnología, te recomendamos utilizar llantas radiales. Visita nuestro catálogo Bridgestone y encuentra las mejores opciones para equipar tu vehículo con cualquiera de nuestras marcas. ¡Entra ahora y empieza a vivir el máximo desempeño en cada camino!